Entrevista a D. José Antonio Berrocal Anaya, Coronel Jefe del Servicio de Criminalística de la Guardia Civil

“La apuesta por la acreditación para la inspección ocular en la escena del crimen responde a que el proceso forense no se inicia en las puertas del Laboratorio sino que arranca en el lugar del hecho”.

El Servicio de Criminalística de la Guardia Civil ha decidido ampliar sus servicios acreditados incorporando la acreditación conforme a la norma ISO 17020 para la realización de inspecciones técnicas oculares en vehículos que constituyen la escena de un delito. D. José Antonio Berrocal, Coronel Jefe del Servicio afirma que la acreditación aporta un “plus” de confianza para los destinatarios de su quehacer diario, desde Autoridades Judiciales a Unidades Operativas.

Ustedes han venido apostando desde hace tiempo por la acreditación de sus laboratorios de análisis forenses, ¿qué beneficios les ha aportado?

La acreditación de ensayos forenses en los Laboratorios de Criminalística de la Guardia Civil por la Entidad Nacional de Acreditación (ENAC) ha supuesto desde su consecución en 2003, un “plus” de confianza para los destinatarios de nuestro quehacer (Autoridades Judiciales, Unidades Operativas, etc.) desde que se presta este tipo de servicios en la Guardia Civil.

Además ha aumentado y mejorado el conocimiento y funcionamiento propio que ha redundado en un incremento de los resultados, datos e información que se aportan a la Investigación Criminal de cualquier hecho delictivo.

Igualmente ha facilitado la adaptación permanente y mejora de las técnicas y estudios que se realizan en el Laboratorio para resolver las  dificultades que aparecen cada día y cubrir las nuevas necesidades que se plantean en la cambiante sociedad en la que estamos inmersos y a la que servimos.

Recientemente han obtenido la acreditación de ENAC en un nuevo esquema para la inspección ocular en el escenario del crimen. ¿Qué puede aportar la acreditación en este caso? ¿por qué decidieron apostar por la acreditación?

La apuesta por la acreditación de inspección ocular se ha realizado bajo la perspectiva global de que el proceso forense no se inicia en las puertas del Laboratorio sino que arranca inexorablemente en el lugar del hecho, de forma que no se puede analizar algo que no se recoge “bien” desde el punto de vista técnico, policial y judicial.

De esta forma, hemos normalizado los procedimientos de trabajo en el lugar del hecho para garantizar que el especialista realiza la inspección técnico-ocular de manera metódica, registra la información relevante y deja constancia de la toma de decisiones, incidencias, etc. e incluso es supervisado periódicamente. 

Además nos va a facilitar y mejorar la formación de nuestros especialistas tanto inicialmente como en los cursos de reciclaje y actualización que se reciben.